Resolución de las X Jornadas Nacionales de Derecho Tributario: Rentas de Fuente Peruana

By 16/04/2009 noviembre 15th, 2019 RESOLUCIÓN JORNADA

El Instituto Peruano de Derecho Tributario:

Con los votos de Luis Carlos Rodrigo Mazuré, Presidente del Instituto Peruano de Derecho Tributario, de las X Jornadas Nacionales de Derecho Tributario y del Comité de Resolución II; Humberto Medrano Cornejo, como Relator General; Luis Hernández Berenguel, como Presidente del Comité de Resolución I; Milagros Bustillos Pinto, como Secretaria; y, Humberto Allemant Salazar, Luis Alberto Araoz Villena, Mariela Arenas Mendoza, Humberto Astete Miranda, Percy Bardales Castro, Carlos Bassallo Ramos, Mauricio Bedoya Rozas, Jorge Bravo Cucci, Ramón Bueno Tizón Vivar, Mónica Byrne Santa María, María Eugenia Caller Ferreyros, Daniela Comitre Miranda, Alex Córdova Arce, Roberto Cores Ferradas, Verónica Chang Milla, Liliana Ching Unjan, David de la Torre Delgado, Mariella de la Torre Salas, Beatriz De la Vega Rengifo, Cecilia Delgado Ratto, Verónica Febres Sarmiento, Julio A. FernándezCartagena, Ramón Gálvez Márquez, Guillermo Grellaud Guzmán, Guillermo Hidalgo Villegas, Eduardo Joo Garfias, Gonzalo La Torre Osterling, Rolando León Tenicela, Jaime Loret de Mola de Lavalle, César Luna-Victoria León, Javier Luque Bustamante, Mario A. Madau Martínez, Orlando MarchesiVelásquez, Giorgio Massari Figari, Karina Montestruque Rosas, Alex Morris Guerinoni, Miguel Mur Valdivia, Indira Navarro Palacios, Madeleine OsterlingLetts, Carmen Padrón Freundt, Dario Paredes Bermúdez, Luz María Pedraza Mac Lean, Rossana Rodríguez Ruiz, María Julia Sáenz Rabanal, Lucía Saravia Luna, César Talledo Mazú, Tulio Tartarini Tamburini, Roxana Terrones López, Fernando Tori Vargas, Patricia Valdez Ladrón de Guevara, Andrés Valle Billinghurst, Michael Zavaleta Alvarez, Juan Carlos Zegarra Vilchez y Fernando Zuzunaga del Pino; emitidos entre el 09 y el 16 de abril de 2009, se aprobó, por UNANIMIDAD, el Proyecto de Resolución elaborado por el Comité de Resolución II, con el siguiente texto:

 

RESOLUCION

El Instituto Peruano de Derecho Tributario, al término de las X Jornadas Nacionales de Derecho Tributario que versaron sobre RENTAS DE FUENTE PERUANA, teniendo como base:

a) La Relatoría General elaborada por Humberto Medrano Cornejo;

b) Las Ponencias Individuales elaboradas por Mónica Byrne Santa María y Eduardo Joo Garfias; Alex Córdova Arce; Cristina Chang Yong; Beatriz De la Vega Rengifo; Gonzalo La Torre Osterling; Ricardo Lazarte Gamarra; Jaime Loret de Mola de Lavalle; Oswaldo Lozano Byrne; Giorgio Massari Figari; Silvia Muñoz Salgado; Rolando Ramírez-Gastón Horny y Andrés Ramírez-Gastón Seminario; José Talledo Vinces y Erik Lind Cosulich de Pecine; Tulio Tartarini Tamburini; Johana Timana Cruz; Fernando Tori Vargas; y, Martín Villanueva González;

c) La exposición del Ponente Extranjero Rubén O. Asorey, de Argentina, realizada el día 3 de diciembre de 2008;

d) Las exposiciones producidas en las Sesiones Científicas realizadas los días 3 y 4 de diciembre de 2008;

e) El Ante-Proyecto de Resolución, elaborado por el Comité de Resolución I; y,

f) Los debates del Comité de Resolución II constituido por Luis Carlos Rodrigo Mazuré, como Presidente; Humberto Medrano Cornejo, como Relator General; Luis Hernández Berenguel, como Presidente del Comité de Resolución I; Alex Morris Guerinoni, Fernando Zuzunaga del Pino, María Eugenia Caller Ferreyros, Guillermo Grellaud Guzmán, César Talledo Mazú, Luis Alberto Araoz Villena, Miguel Mur Valdivia, Andrés Valle Billinghurst, y Milagros Bustillos Pinto, como secretaria, producidos los días 16, 25 y 30 de marzo y 6 de abril de 2009.

ACORDO POR UNANIMIDAD FORMULAR LOS SIGUIENTES CONSIDERANDOS Y CONCLUSIONES O RECOMENDACIONES, EN SU CASO:

PRIMER CONSIDERANDO:

Que en vía de interpretación de la Ley del Impuesto a la Renta, la radicación en el Perú de una persona jurídica constituida en el extranjero, efectuada con arreglo a la Ley General de Sociedades, la domicilia para efectos de dicho tributo, cualquiera sea la composición y ubicación de su patrimonio.

PRIMERA CONCLUSION:

La radicación en el Perú de una persona jurídica constituida en el exterior la domicilia en el país para efectos del Impuesto a la Renta. Dicho acto no constituye hecho imponible.

SEGUNDO CONSIDERANDO:

Que las rentas de fuente peruana sobre las que deben tributar los contribuyentes no domiciliados en el país están taxativamente señaladas en los artículos 9 al 11 de la Ley del Impuesto a la Renta. Dichos artículos no incluyen rentas imputadas ni de goce o disfrute ni ingresos por operaciones con terceros distintos a los que califican como renta producto o como ganancias de capital.

SEGUNDA CONCLUSION:

El enunciado del artículo 22 de la Ley del Impuesto a la Renta, en cuanto señala que únicamente las rentas de fuente peruana tienen categorías, sólo es aplicable a los contribuyentes no domiciliados en tanto no contradiga la relación contenida en los artículos 9 al 11 de dicha Ley.

TERCER CONSIDERANDO:

Que a las sucursales, agencias y establecimientos permanentes en el exterior de empresas domiciliadas en el país se les extiende la condición de domiciliados en el Perú para fines del Impuesto a la Renta, por lo que en aplicación de lo dispuesto en el inciso c) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta que considera el domicilio del pagador como criterio de ubicación de la fuente, se ven obligados a retener el citado tributo cuando paguen a beneficiarios del exterior intereses y demás rentas producidas por capitales colocados o utilizados económicamente en el exterior como si fueran rentas de fuente peruana cuando por su origen son rentas de fuente extranjera.

TERCERA RECOMENDACION:

La Ley del Impuesto a la Renta debe ser modificada a fin de que las sucursales, agencias y establecimientos permanentes en el extranjero de contribuyentes domiciliados, únicamente se consideren domiciliados en el país para propósitos de la determinación del Impuesto a la Renta de su matriz, y no para efecto de establecer la ubicación del pagador a que se refiere el inciso c) del artículo 9 de dicha Ley cuando paguen a beneficiarios del exterior intereses y demás rentas producidas por capitales colocados o utilizados económicamente en el exterior.

CUARTO CONSIDERANDO: Que las sucursales, agencias y establecimientos permanentes de personas no domiciliadas en el país sólo se consideran domiciliadas en el Perú respecto de sus rentas de fuente peruana.

CUARTA CONCLUSION:

Las sucursales, agencias y establecimientos permanentes en el Perú de contribuyentes no domiciliados, no tributan sobre sus rentas de fuente extranjera y tampoco éstas se incluyen para determinar el saldo disponible para el titular del exterior gravado con el 4.1%.

QUINTO CONSIDERANDO:

Que en relación con el inciso e) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta, que considera como rentas de fuente peruana a las originadas en “actividades civiles, comerciales, empresariales o de cualquier índole, que se lleven a cabo en el territorio nacional”, falta determinar normativamente el elemento que debe prevalecer para que las actividades se consideren realizadas en territorio peruano.

QUINTA RECOMENDACION:

Debe precisarse el elemento que determina que las actividades se llevan a cabo en territorio nacional, a efectos de establecer en qué casos se genera una renta de fuente peruana de acuerdo a lo previsto en el inciso e) del artículo 9 de la citada Ley.

SEXTO CONSIDERANDO:

Que el inciso b) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta, cuando establece que se consideran rentas de fuente peruana las producidas por bienes o derechos situados físicamente o utilizados económicamente en el país, genera incertidumbre respecto a si el criterio de vinculación de utilización económica alcanza tanto a los bienes tangibles (cosas) como a los intangibles (derechos) o si sólo resulta aplicable a estos últimos.

SEXTA CONCLUSION:

Con relación a los criterios de vinculación aplicables para la determinación de la fuente de las rentas producidas por bienes o derechos a las que se refiere el primer párrafo del inciso b) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta, debe interpretarse que, respectivamente, el de ubicación física alcanza a los bienes materiales o tangibles (cosas), mientras que el de utilización económica en el país sólo es aplicable tratándose de bienes intangibles o derechos, en vista que en el caso de estos últimos no es posible determinar el lugar de su ubicación física.

SEPTIMO CONSIDERANDO:

Que en el caso de bienes muebles ubicados en el país, distintos a los previstos en el inciso h) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta, a diferencia de lo que ocurre respecto de los bienes inmuebles, dicha Ley no ha establecido que califican como rentas de fuente peruana las generadas por su enajenación, a menos que se trate de rentas que provengan de actividades que se lleven a cabo en el territorio nacional de acuerdo a lo establecido en el inciso e) del artículo 9 de dicha Ley.

SEPTIMA CONCLUSION:

Los ingresos provenientes de la enajenación de bienes muebles ubicados en el país, distintos a los previstos en el inciso h) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta, obtenidos por contribuyentes no domiciliados, no constituyen rentas de fuente peruana, salvo que provengan de las actividades a que se refiere el inciso e) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta.

OCTAVO CONSIDERANDO:

Que según la Ley del Impuesto a la Renta los servicios digitales que generan renta de fuente peruana implican una prestación de hacer a través del Internet o de cualquier otra red, siempre que sean utilizados económicamente, usados o consumidos en el país y, conforme con las normas reglamentarias, que se pongan a disposición del usuario mediante acceso en línea, lo que se caracteriza por ser esencialmente automático al requerir una mínima intervención humana, y que no sean viables en ausencia de la tecnología de la información. Sin embargo, a nivel reglamentario no se ha aclarado, en el entorno de un negocio electrónico, cuándo un servicio se pone a disposición del usuario mediante accesos en línea, qué significa que el servicio digital sea automático o qué implica que no es viable en ausencia de dicha tecnología, entre otros aspectos, lo que lleva a interpretaciones erróneas en cuanto a la calificación del servicio como digital. Asimismo, en el numeral 7 del inciso b) del artículo 4-A del Reglamento de la citada Ley, se incluye ilegalmente como servicio digital al servicio de consultoría por correo electrónico, aunque no se cumpla con el requisito de que sea puesto a disposición del usuario mediante un acceso en línea, en forma automática, lo que propicia la imposición según el medio de comunicación utilizado más que por la naturaleza del servicio prestado.

OCTAVA RECOMENDACION:

Deben incorporarse cambios normativos que impidan que el inciso i) del artículo 9 de la Ley del Impuesto a la Renta y sus normas reglamentarias se interpreten en el sentido de considerar como servicios digitales aquéllos que por su naturaleza no califican como tales o que, siendo digitales, se consideren como generadores de renta de fuente peruana aún cuando se utilicen económicamente, usen o consumen en el exterior. Para tal efecto se recomienda que las nuevas normas consideren, entre otros aspectos: i) que el requisito de que el servicio digital se ponga a disposición del usuario mediante un acceso en línea sólo puede cumplirse cuando el servicio mismo se distribuye a través de esa vía, y dado que su disponibilidad debe ser en línea, el aprovechamiento de esta prestación deberá producirse en forma instantánea y simultánea al momento en que se accede al sistema; y ii) que la automaticidad del servicio exige que las respuestas de los sistemas electrónicos a los requerimientos del usuario se realicen en forma inmediata, atendiendo al proceso lógico generado por el mismo sistema. Asimismo, se recomienda derogar por ilegal el numeral 7 del inciso b) del artículo 4-A del Reglamento de la Ley del Impuesto a la Renta.

NOVENO CONSIDERANDO:

Que el criterio de utilización económica recogido por las normas vigentes para calificar como renta de fuente peruana la obtenida por asistencia técnica, lleva a concluir que, si el servicio de asistencia técnica es prestado por un sujeto domiciliado en el país y utilizado en el exterior, se estaría ante una renta de fuente extranjera, lo que permitiría deducir el Impuesto a la Renta abonado en el exterior, conforme prevé el inciso e) del artículo 88 de la Ley del Impuesto a la Renta.

NOVENA RECOMENDACION:

Debe modificarse la Ley del Impuesto a la Renta para que el criterio de utilización económica en la calificación como renta de fuente peruana de la obtenida por asistencia técnica, sólo sea aplicable a los contribuyentes no domiciliados.

DECIMO CONSIDERANDO:

Que los ingresos obtenidos por servicios de asistencia técnica económicamente utilizados en el país, prestados por contribuyentes no domiciliados, están gravados con la tasa del 15%.

DECIMA CONCLUSION:

El incumplimiento de las exigencias contenidas en el inciso f) del artículo 56 de la Ley del Impuesto a la Renta no da lugar a la aplicación de una tasa distinta ni al desconocimiento de la naturaleza de los servicios, pues aunque la Ley las contempla como prueba, no prohíbe acreditar los servicios por otros medios.

UNDECIMO CONSIDERANDO:

Que el artículo 16 del Reglamento de la Ley del Impuesto a la Renta precisa en qué supuestos los pagos relacionados con la explotación del software califican como regalías, estableciendo los casos en los que la contraprestación constituye “precio” por la adquisición de copias del programa. Sin embargo, el citado dispositivo no ha eliminado todas las dudas existentes sobre el régimen impositivo del software, subsistiendo conceptos no definidos que pueden generar controversias con la Administración Tributaria, tales como “copias del programa informático” y “uso personal del programa”.

UNDECIMA RECOMENDACION:

En relación con las regalías que obtengan los sujetos no domiciliados por la cesión temporal de la totalidad o parte de los derechos patrimoniales del autor, deben incluirse precisiones normativas que: i) aclaren los alcances de los términos “copias del programa informático” y “uso personal del programa”; y ii) establezcan que en los casos de distribución en el país de software proveniente del exterior sólo se generan regalías cuando la contraprestación que se paga retribuye la explotación del derecho del autor a la distribución del programa y no cuando representa el pago del precio de cada uno de los ejemplares del software que el distribuidor está facultado a comercializar en el territorio nacional, supuesto este último que debe recibir el tratamiento de importación de mercancías.

DUODECIMO CONSIDERANDO:

Que de acuerdo con la Ley del Impuesto a la Renta se consideran rentas de fuente peruana aquéllas pagadas o abonadas por empresas domiciliadas a los integrantes de sus directorios o miembros de sus consejos u órganos administrativos que actúan en el exterior, cuando las rentas correspondan a actividades propias de su actuación como integrantes de dichos consejos u órganos.

DUODECIMA CONCLUSION:

Las rentas obtenidas por personas no domiciliadas en el país que tienen la condición de directores o miembros de consejos u órganos administrativos de empresas domiciliadas, originadas en actividades distintas a su actuación como miembros de dichos órganos, no se encuentran comprendidas en el inciso b) del artículo 10 de la Ley del Impuesto a la Renta.

DECIMO TERCER CONSIDERANDO:

Que la Ley del Impuesto a la Renta considera como rentas de fuente peruana las generadas por la enajenación en el exterior por sujetos no domiciliados de los American Depositary Receipts (ADR’s) y de los Global Depositary Receipts (GDR’s), cuando tienen como subyacente acciones emitidas por sociedades constituidas en el Perú. Sin embargo, la Ley no ha previsto reglas para la determinación y pago del impuesto.

DECIMO TERCERA CONCLUSION:

El Impuesto a la Renta es inexigible mientras la Ley no establezca el régimen de determinación y pago del impuesto por la enajenación en el exterior por sujetos no domiciliados de los American Depositary Receipts (ADR’s) y de los Global Depositary Receipts (GDR’s), cuando éstos tienen como subyacentes acciones emitidas por sociedades constituidas en el Perú.

Lima, 16 de abril de 2009.

Luis Carlos Rodrigo Mazuré
Presidente

Humberto Medrano Cornejo
Relator General

Luis Hernández Berenguel
Presidente Comité Resolución I

Milagros BustillosPinto
Secretaria

 

Notas:

(1) Los asociados inscritos en las X Jornadas Nacionales de Derecho Tributario, fueron 108.

(2) Los asociados que votaron por la aprobación del Proyecto de Resolución fueron 58.

(3) La Resolución se aprobó por UNANIMIDAD, con el 100% de los votos emitidos.